Absentismo: ni tanto ni tan calvo

Absentismo: ni tanto ni tan calvo

Las plañideras habituales entonan su eterna cantinela
30 Julio 2018

El 19 de marzo de 2018 el diario ABC utilizaba el siguiente titular: "Las bajas laborales se disparan el 39% desde que comenzó la recuperación" (http://www.abc.es/economia/abci-bajas-laborales-disparan-39-por-ciento-d...) y encabezaba el amplio comentario posterior con la figura que insertamos a continuación, en la que se muestra la evolución del gasto de la Seguridad Social en el apartado de incapacidad temporal por contingencias comunes, es decir, las bajas por enfermedad común o accidente no laboral.

Obviamente ABC barría hacia donde barría, ignorando sin duda voluntariamente que los datos presentados, para que representen mínimamente la realidad han de analizarse sobre la base del gasto por persona y tener en cuenta la inflación, pues los euros de 2010 no son "iguales" a los de 2017.

Si se efectúan ambas correcciones acudiendo a los datos de afiliación de la Seguridad Social y de inflación proporcionados por el INE, los resultados son los que se muestran en la figura siguiente:

En definitiva, al volver a la "normalidad" se ha recuperado la "normalidad". En otras palabras, al reducirse el desempleo se han recuperado las tasas de incapacidad temporal existentes antes de la crisis, durante la cual el miedo a perder el puesto de trabajo hizo que los trabajadores practicaran frecuentemente el presentismo, es decir, el ir a trabajar estando enfermos.

Cabe lógicamente preguntarse si esa "normalidad" es relativamente circunstancial o responde más bien a una tendencia de más largo plazo. La respuesta la mostramos en el gráfico siguiente, análogo al anterior pero extendido hasta 1995 (con la excepción de 2008 y 2009, para los que no teníamos los datos a mano, ustedes perdonen):

La conclusión es obvia: nos encontramos dentro de la normalidad de largo plazo, nos guste o no.

Y a algunos, obviamente, no les gusta. No hay que olvidar que desde 1992 (Real Decreto Ley 5/1992) los empresarios están obligados a pagar el subsidio de incapacidad temporal por contingencia común entre los días 4 al 15 de la baja. Lo cual significa (ABC dixit) que tienen que pagar unos 6.600 milones de euros al año, es decir, más o menos la mitad del coste total de la incapacidad temporal. Y, evidentemente, no les gusta.

NOTA. Los interesados en profundizar en el tema, que es de considerable complejidad, podrían estar interesados en la lectura del interesante informe disponible en: https://www.fraternidad.com/es-ES/download/la-incapacidad-temporal-por-c.... Es algo antiguo (2003) pero sigue vigente en su mayor parte.

¿Qué opinas de este artículo? Añadir un comentario nuevo a esta página.

Añadir nuevo comentario