Ya están disponibles los resultados de la encuesta ESENER 2 sobre seguridad y salud en el trabajo

Ya están disponibles los resultados de la encuesta ESENER 2 sobre seguridad y salud en el trabajo

Entre los centros de trabajo que NO realizan evaluaciones de riesgos periódicas, las razones fundamentales esgrimidas son que los riesgos y peligros ya se conocen (83 %) y que no hay problemas de importancia (80 %)
17 Julio 2015

El 23 de junio la Agencia Europea presentó en Bruselas al Parlamento Europeo las principales conclusiones de la segunda edición de su Encuesta Europea de Empresas sobre Riesgos Nuevos y Emergentes (ESENER). Después de entrevistar a cerca de 50 000 empresas de toda Europa, ESENER 2 ha puesto de manifiesto que los factores de riesgos relacionados con los trastornos psicosociales y musculoesqueléticos son los más extendidos en los centros de trabajo de Europa, y que la evaluación de riesgos se sigue considerando como la mejor forma de combatirlos.

Los resultados de la encuesta, ofrecen información actualizada sobre la forma en que las organizaciones públicas y privadas, incluyendo las microempresas, perciben y tratan los riesgos para la salud y la seguridad, y cuáles son los factores impulsores y los obstáculos que encuentran para la gestión de dichos riesgos en el lugar de trabajo y muestran que los factores de riesgo psicosociales y musculoesqueléticos están generalizados en las empresas europeas, y la evaluación de riesgos sigue considerándose la mejor manera de abordarlos.

Los resultados de la encuesta —que incluye respuestas de casi 50 000 empresas de 36 países, incluidos los 28 Estados miembros de la UE— ofrecen una imagen detallada de cómo se gestionan los riesgos de SST en los centros de trabajo europeos. Esta encuesta, a cuyos resultados se puede acceder con facilidad a través de una herramienta de visualización en línea, representa un nuevo e importante recurso para responsables de la formulación de políticas, investigadores y profesionales.

El objetivo de ESENER-2 es averiguar cómo se gestionan realmente la seguridad y la salud —y, en particular los riesgos nuevos y emergentes, como los de tipo psicosocial— en organizaciones de cualquier tamaño, incluidas las microempresas con 5-10 empleados. Las preguntas de la encuesta iban dirigidas a la persona de la empresa con más conocimientos sobre seguridad y salud en el trabajo (SST). Los encuestados identificaron los mayores factores de riesgo en su organización y describieron cómo se abordaban. También facilitaron información sobre las razones por las que se gestiona el riesgo en sus empresas, y sobre las principales dificultades a las que se enfrentan para evaluar los riesgos en el lugar de trabajo.

 El factor de riesgo más común entre los notificados es tener que tratar con clientes, pacientes, alumnos, etc. difíciles (el 58 % de los centros de trabajo de la EU-28), lo que refleja en parte el crecimiento continuo del sector de los servicios. Los factores que causan trastornos musculoesqueléticos (TME), como las posturas que producen cansancio o dolor y los movimientos repetitivos de la mano o el brazo, se citan muy a menudo en todos los sectores de actividad.

 Los resultados indican que un 76 % de los centros de trabajo de la UE-28 efectúan evaluaciones de riesgos periódicas, y de ellos, un 90 % las consideran una manera útil de gestionar la seguridad y la salud. Hay diferencias notables a escala nacional en la proporción de empresas que realizan la evaluación de riesgos con personal interno, y las que contratan para ello los servicios de proveedores externos. La utilización de personal interno varía del 76 % en Dinamarca al 7 % en Eslovenia. Aunque el tamaño del centro de trabajo tiene una gran influencia, en algunos Estados miembros incluso las empresas más pequeñas suelen realizar evaluaciones de riesgos con personal interno.

 La directora de la EU-OSHA, Christa Sedlatschek, señaló que, «Entre los centros de trabajo que no realizan evaluaciones de riesgos periódicas, las razones fundamentales esgrimidas son que los riesgos y peligros ya se conocen (83 %) y que no hay problemas de importancia (80 %). Los factores de riesgo psicosocial se consideran más difíciles de gestionar que los de otro tipo. Casi una de cada cinco empresas que afirman tener contactos conflictivos con clientes o sufrir apremio de tiempo indican asimismo carecer de la información o los instrumentos adecuados para abordar el riesgo de una manera eficaz.

 Otra conclusión clave es que un nivel elevado de participación (sea formal o informal) de los trabajadores es un indicador importante de buena calidad del trabajo, incluida la calidad de la gestión de la SST en general y la gestión de los riesgos psicosociales en particular. 

Como en la anterior edición de ESENER, el motivo más frecuente para gestionar la SST fue el cumplimiento de las obligaciones legales (85 % de las empresas de la EU-28), aunque una alta proporción de encuestados mencionaron también como motivo cumplir las expectativas de los empleados y sus representantes (79 %) y evitar las multas de la inspección de trabajo (78 %).

Ante la pregunta de si la complejidad de las obligaciones legales en esta materia se consideran un obstáculo para la gestión de la SST, los resultados varían entre el 67 % en Italia y el 14 % en Lituania. Dado que todos los Estados miembros se rigen por la misma legislación a escala de la UE, estas cifras reflejan las distintas situaciones existentes a escala nacional y ponen de relieve la importancia de la legislación nacional, las estructuras de apoyo y otros recursos.

Fuente: OSHA-Europa

¿Qué opinas de este artículo? Afegeix un nou comentari a aquesta pàgina.

Añadir nuevo comentario