El mal uso de los aires acondicionados dispara los resfriados y otras dolencias en las empresas

El mal uso de los aires acondicionados dispara los resfriados y otras dolencias en las empresas

Se recomienda situar el termostato en torno a los 25 grados en verano
2 Septiembre 2015

El mal uso del aire acondicionado es el causante de la mayoría de infecciones respiratorias, resfriados, irritaciones en ojos y piel, lumbalgias, afonías y faringitis durante los meses más calurosos del año, según advierte Unipresalud, compañía especializada en servicios de consultoría en materia de prevención de riesgos laborales y salud laboral.

En este sentido, Unipresalud recuerda que en verano, el ambiente excesivamente frío en la oficina y el contraste con la temperatura exterior causan alrededor del 20% de los resfriados que se padecen durante todo el año.

Además del frío, otro factor que repercute en la salud es la calidad del aire, pues el uso excesivo de aparatos de climatización puede llegar a resecar el ambiente por debajo del 30%. Si esta situación se da de forma continuada, se pueden resecar las mucosas de la nariz, haciéndolas más vulnerables a patologías como rinitis, laringitis, bronquitis, neumonías, dermatitis, sequedad de los ojos o dolores de cabeza.

El director de Actividad Técnica de Unipresalud, señala que "estos trastornos se pueden prevenir manteniendo la humedad relativa entre el 45% y el 65% para cualquiera de las temperaturas comprendidas entre los 23 y los 26 grados". Si no es posible mantener esos niveles de humedad y el ambiente es demasiado reseco, Máñez recomienda "respirar por la nariz, ya que así el aire entra en los pulmones a la temperatura corporal y con el grado de humedad necesario para evitar la sequedad de las vías respiratorias".

Unipresalud recomienda situar el termostato en torno a los 25 grados en verano. Encontrar una temperatura con la que toda la plantilla se sienta cómoda es una tarea complicada, pero fundamental, puesto que las condiciones climáticas de los lugares de trabajo influyen directamente en el bienestar y el rendimiento de los empleados.

Fuente: RRHH press

¿Qué opinas de este artículo? Añadir un comentario nuevo a esta página.

Añadir nuevo comentario