La declaración final del G7 después de su reunión de junio satisface a la OIT y a los sindicatos

La declaración final del G7 después de su reunión de junio satisface a la OIT y a los sindicatos

El Director General de la OIT celebró el compromiso por parte de los líderes del G7 de promover “los derechos laborales, las condiciones de trabajo decente y la protección del medio ambiente en las cadenas de abastecimiento mundiales”.
25 Junio 2015

En el comunicado final de su reunión mantenida en Alemania los días 7 y 8 de junio, el G-7, el club de los países más ricos del mundo, ha incluido un largo apartado sobre las cadenas de suministro responsables, en el que destaca que las condiciones de trabajo inseguras y pobres conducen a pérdidas sociales y económicas importantes y están relacionados con los daños ambientales.

Por ello, considera, los países del G-7 tienen un papel importante que desempeñar en la promoción de los derechos laborales, condiciones de trabajo decente y la protección ambiental en las cadenas de suministro globales y se comprometen a hacer todo lo posible para mejorar la aplicación de las las normas, principios y compromisos reconocido internacionalmente, en el ámbito social, laboral y medioambiental, en particular las emitidas por las Naciones Unidas, la OCDE, la OIT en las cadenas de suministro globales.

Para mejorar la transparencia de la cadena de suministro y la rendición de cuentas, animan a las empresas activas o con sede en sus países a aplicar procedimientos de diligencia debida con respecto a sus cadenas de suministro.

La noticia ha sido recibida con satisfacción por la OIT, cuyo Director General, Guy Ryder, celebró el compromiso por parte de los líderes del G7 de promover “los derechos laborales, las condiciones de trabajo decente y la protección del medio ambiente en las cadenas de abastecimiento mundiales”. 

El Director General de la OIT, quien asistió a la Cumbre del G7 en Elmau, Alemania, expresó su gran satisfacción por el anuncio de la iniciativa del G7 de constituir un fondo para la la prevención de los accidentes en el trabajo “Vision cero” en cooperación con la Organización Internacional del Trabajo (OIT). 

El propósito del fondo es “aportar un valor añadido a los proyectos en curso de la OIT dirigidos a prevenir y reducir las muertes y lesiones graves en el lugar trabajo al fortalecer los marcos públicos y establecer prácticas empresariales sostenibles”. 

Guy Ryder también tomó nota del firme apoyo de los líderes del G7 a una ambiciosa Agenda de Desarrollo Sostenible post 2015 centrada en las personas, sensible al planeta y universalmente aplicable. “La OIT colaborará estrechamente con su mandantes y socios del G7 para hacer realidad esta visión”, agregó. 

Además de los compromisos relativos a las cadenas de abastecimiento mundiales responsables y la participación de las mujeres en el empleo, el Director General de la OIT apreció el acento que el G7 puso en garantizar progresos sustanciales en materia de cambio climático y de financiación del desarrollo en 2015. 

Sin embargo, sobre la cuestión siempre presente de la situación de la economía mundial, Guy Ryder dijo: “El crecimiento mundial flaquea y el desempleo no disminuirá a menos que el G7 y otros emprendan nuevas iniciativas dirigidas a aumentar los bajos ingresos de los hogares y a estimular la demanda.” 

El movimiento sindical internacional ha acogido también con beneplácito los compromisos efectuados por los líderes de las mayores economías del mundo con ocasión de la Cumbre del G7 de 2015, al tiempo que advierte que se está desvaneciendo la confianza de la opinión pública en los Gobiernos y las empresas, y que se requiere una acción más firme para lograr un crecimiento económico sostenido en relación con diversos frentes.

Sharan Burrow, Secretaria General de la CSI indicó que “la Canciller Merkel, en tanto que anfitriona de la Cumbre, ha dado muestras de un claro liderazgo respecto a ciertos temas cruciales, especialmente la promesa de una acción del G7 en relación con las cadenas mundiales de suministro, que representan en la actualidad una fuente de explotación y empobrecimiento en lugar de constituir un medio para lograr empleos decentes, seguros y protegidos. El refuerzo de los mecanismos internacionales existentes sobre el comportamiento empresarial debe aparejar el respeto del Estado de derecho. Junto con otros compromisos clave sobre acción climática y financiación, así como respecto a la fiscalidad y a una mayor participación de las mujeres, es algo que deberá ser abordado por el G20 cuando celebre su Cumbre en noviembre”.

Fuente Propia: Prevención Integral & ORP Conference

¿Qué opinas de este artículo? Añadir un comentario nuevo a esta página.

Comentarios

Añadir nuevo comentario