Australia: piden la creación de un grupo de trabajo nacional para abordar la creciente epidemia de silicosis acelerada mortal

Australia: piden la creación de un grupo de trabajo nacional para abordar la creciente epidemia de silicosis acelerada mortal

La petición está liderada por las principales sociedades científicas australianas vinculadas al problema
16 July 2019

El Real Colegio Australasiano de Médicos (RACP), la Sociedad Torácica de Australia y Nueva Zelanda (TSANZ), el Instituto Australiano de Higienistas Ocupacionales, la Sociedad Australiana de Medicina Ocupacional de Nueva Zelanda (ANZSOM) y la Fundación Lung están convocando a los partidos políticos importantes a comprometerse a la creación de un grupo de trabajo nacional y a financiar un programa nacional de vigilancia y registro de enfermedades respiratorias adquiridas en el trabajo para hacer frente a la crisis de salud pública que enfrenta la industria de encimeras.

Australia se encuentra actualmente en medio de una epidemia de silicosis acelerada, una enfermedad pulmonar ocupacional prevenible que se presenta en los trabajadores como resultado de la exposición al polvo de sílice. Esto puede ocurrir en varias industrias, pero el reciente aumento en los casos está relacionado con la fabricación e instalación de encimeras de piedra artificial.

La silicosis es causada por la inhalación de polvo de sílice muy fino. A diferencia de la piedra natural, como el granito, que comprende aproximadamente un 30% de sílice, los materiales de piedra artificial contienen típicamente más del 90% de sílice, lo que lleva a una forma acelerada de silicosis.

Solo en los últimos seis meses en Queensland, a más de 100 canteros se les diagnosticó la enfermedad pulmonar prevenible y en marzo de este año, el albañil de la Costa de Oro de 36 años, Anthony White, perdió la vida debido a la enfermedad. De aproximadamente 400 trabajadores de la piedra analizados para detectar la silicosis, al 25 por ciento se le diagnosticó la enfermedad. La silicosis representa la mayor crisis de enfermedad pulmonar desde la asbestosis y merece una respuesta gubernamental rápida y completa.

En respuesta a estas estadísticas alarmantes, el RACP y el TSANZ están pidiendo a los principals partidos que se comprometan a establecer con urgencia un Grupo de trabajo contra el polvo patrocinado por la Commonwealth, con la responsabilidad de dirigir y coordinar una respuesta nacional a la epidemia.

El Dr. Graeme Edwards, médico ocupacional y miembro del RACP, dijo que “si bien ya se han diagnosticado 100 operarios en Queensland, es probable que haya varios cientos de trabajadores afectados, y posiblemente más de mil, en toda Australia. La mayoría permanece sin diagnosticar ".

"También estamos viendo un número significativo de trabajadores diagnosticados con una forma rápidamente progresiva de esta enfermedad, la fibrosis masiva progresiva (PMF). A menos que se detenga su progreso, esta condición conduce a la muerte temprana o al trasplante de pulmón; Actualmente la única opción de tratamiento. Si hay una respuesta nacional coordinada, tenemos la oportunidad de hacer una diferencia real para estos trabajadores ".

El portavoz de TSANZ, Dr. Ryan Hoy, dijo que "El grupo de trabajo nacional debe incluir representantes de todos los grupos de partes interesadas clave, incluidos expertos de la profesión médica, autoridades reguladoras, departamentos de salud y relaciones laborales en todos los niveles del gobierno, autoridades de compensación de trabajadores y la industria de bancos de piedra artificial".

"Si no se implementa con urgencia una respuesta nacional coordinada a este problema de salud urgente, se perderán muchas más vidas por esta enfermedad prevenible", dijo el Dr. Hoy.

La Presidenta de AIOH, la Dra. Julia Norris agregó que, "no podemos permitirnos esperar. Si queremos evitar nuevos casos de silicosis, se debe dar prioridad inmediata a prevenir una mayor exposición al polvo de sílice. Esto incluye proporcionar información sobre la naturaleza y la gravedad del peligro y, lo que es más importante, los controles ”.

Fuente: RACP

¿Qué opinas de este artículo? Añadir un comentario nuevo a esta página.

Add new comment