El fiscal pide 2 años para un constructor por el accidente grave de un empleado

El fiscal pide 2 años para un constructor por el accidente grave de un empleado

El trabajador cayó en un talud que, según el Ministerio público, contaba con una superficie irregular y con material de relleno que se desprendía con facilidad
4 February 2015

La Fiscalía solicita una condena de dos años de prisión para un arquitecto y administrador único de la empresa contratista principal de una obra de construcción de una vivienda familiar en Hontoria (Llanes) en la que un trabajador resultó herido a consecuencia de un accidente laboral. Según las conclusiones del Ministerio Público, el accidente se produjo el 30 de septiembre de 2009 cuando el peón R.B.C., de 59 años y que llevaba dos meses trabajando en la empresa perdió el equilibrio en un talud y sufrió una caída que le provocó una fractura en el tobillo derecho.

Al herido, que tuvo que ser operado y tardó en curarse 518 días de los que 34 estuvo hospitalizado, le quedaron varias secuelas, entre ellas el acortamiento de aproximadamente un centímetro en el miembro inferior derecho, cuadro de dolor y varias cicatrices por lo que declarado incapaz permanente total para su profesión habitual.

La Fiscalía sostiene que el suelo era irregular y que en el mismo había material de relleno, arena y piedras que se desprendían del talud así como que la parte superior del talud por donde transitaba el trabajador cuando sucedió el accidente disponía de poco espacio y en ella se encontraba material diverso. Para el Ministerio Público, el accidente se produjo porque no se adoptaron por parte del acusado las medidas para garantizar la existencia de accesos seguros y con una anchura suficiente en la obra que permitiesen desplazar los materiales necesarios para trabajar. Además, el trabajador no había pasado el reconocimiento médico y la empresa carecía de organización preventiva y la víctima ha renunciado al ejercicio de acciones civiles y penales ya que ya ha sido indemnizada por la aseguradora.

La Fiscalía considera los hechos constitutivos de un delito contra los derechos de los trabajadores y, además de la pena de prisión, pide para el acusado que se le inhabilite para ejercer de arquitecto y como administrador y representante de Servicio de Prevención y Recurso Preventivo durante ese mismo espacio de tiempo. Asimismo, le reclama el abono de las costas procesales y de las correspondientes indemnizaciones a la aseguradora que se hizo cargo de los gastos sanitarios y al Hospital de Begoña en la cantidad que se acredite por el mismo concepto. La vista oral se celebrará hoy 4 de febrero en el Juzgado de lo Penal número dos de Oviedo.

Fuente: El Comercio

¿Qué opinas de este artículo? Add a new comment to this page.

Add new comment