El despido de un trabajador por incumplimiento grave de las normas de seguridad provoca dos días de huelga como protesta

El despido de un trabajador por incumplimiento grave de las normas de seguridad provoca dos días de huelga como protesta

Desde el comité de empresa critican que se cargue toda la responsabilidad del accidente laboral sobre un trabajador cuando la raíz del suceso «é a ausencia de rexistrar unha válvula nos planos».
26 Septiembre 2017

Trabajadores de la multinacional Alcoa en San Cibrao (Lugo) acordaron el 22 de agosto en asamblea la convocatoria de dos jornadas de huelga para los días 1 y 2 de octubre, domingo y lunes, respectivamente. El acuerdo fue adoptado por unanimidad en la reunión convocada por el comité de empresa tras conocer el despido de un operador del departamento de Digestión por motivos disciplinarios.

El presidente del comité, Xosé Paleo, aseguró que fue el lunes, día 14, cuando la empresa hizo efectivo el despido de un obrero implicado en un accidente laboral y amonestó a otro trabajador. La decisión se tomó -explicó- sin tener en cuenta las peticiones del comité, que instó a la empresa a dar una segunda oportunidad al trabajador despedido: «Intentamos negociar para evitar o despido pero non foi posible negociar coa empresa». Recordó que el comité elaboró un informe del accidente que envió a Inspección de Trabajo, al vicepresidente de Alcoa, al presidente de Alúmina y al de Alcoa España, «sen ningún resultado».

Desde la empresa reconocieron ayer estar sorprendidos por la convocatoria de una huelga para protestar por el despido de un trabajador debido a una falta muy grave por incumplimiento de la norma de seguridad.

Otra de las medidas acordadas por los trabajadores fue crear una caja de resistencia para ayudar económicamente al despedido. Se fijó una aportación mínima de diez euros.

Los trabajadores también acordaron por unanimidad otras medidas de las que están exentos los empleados de las ETT´s y los eventuales. Entre las mismas se incluye la creación de una caja de resistencia y una manifestación hasta las oficinas de la Seguridad Social, en Celeiro, donde está previsto que se entreguen varios escritos denunciando la falta de seguridad en la fábrica que Alcoa tiene en San Cibrao.

Citan la realización de jornadas de 24 horas o la aplicación de movilidad funcional que pone en riesgo a los trabajadores. Además, en la asamblea también se acordó continuar con otras medidas de presión ya fijadas en una anterior reunión, como no realizar horas extraordinarias o no realizar cambios de turno a petición de la empresa, no firmar permisos de acceso ni órdenes de trabajo salvo que sea un mando y no firmar formación que no se realice. También instan a cumplir las normas y procedimientos al 100 %. Los trabajadores no descartan la realización de otras medidas de protesta.

Tras la asamblea, que tuvo lugar a mediodía en las instalaciones del comedor de la fábrica, los asistentes participaron en una concentración ante las oficinas de la multinacional en la que corearon consignas como Non non, o despido non é a solución.

Desde el comité de empresa critican que se cargue toda la responsabilidad del accidente laboral sobre un trabajador cuando la raíz del suceso «é a ausencia de rexistrar unha válvula nos planos».

Fuente. La Voz de Galicia

 

¿Qué opinas de este artículo? Añadir un comentario nuevo a esta página.

Añadir nuevo comentario