el Trabajo Q Viene

el Trabajo Q Viene

Lunes, 8 Octubre 2018

Así serán los médicos del futuro

Los objetivos de Atrys Health se fijan en avanzar hacia la medicina personalizada con el big data y el machine learning. “El médico del mañana es el matemático de hoy. Y su ojo es el big data”, subraya Santiago de Torres, Presidente Ejecutivo.  “Con los sistemas que tenemos ahora, analizando cientos de miles de datos, podemos concluir tratamientos de precisión muy elevada. El papel del médico será exigirle a los algoritmos que le proporcionen el diagnóstico que precisa y no cualquier otro tipo de información irrelevante”.

En esa línea, Atrys Health desarrollará Oncoprecise, una plataforma que generará un diagnóstico personalizado a partir de la información obtenida de datos clínicos, metabólicos y biopsias líquidas [técnica de diagnóstico del cáncer por detección de ADN en la sangre, que no exige extraer una muestra de tejido] utilizando análisis de big data mediante algoritmos de machine learning, un diagnóstico personalizado. La empresa con la que colaborará en la elaboración de este proyecto es la chilena Datagen.

Aunque la medicina del futuro esté cada vez más presente, De Torres advierte de que España tiene un gran problema que solucionar. “Hay un decalaje inmenso entre lo que se enseña en las aulas de medicina y lo que se demanda en las clínicas. A los alumnos no les hablamos de big data o salud digital. Se siguen enseñando las cosas como hace 40 años. Y no puede ser”.

_____

Cómo romper tu hábito de procrastinación en 21 días sin usar la fuerza de voluntad

La mayor parte de la gente está de acuerdo en que procrastinar los aleja de sus metas.  La pregunta lógica entonces es, ¿Cómo dejamos de procrastinar? El problema con esa pregunta es que los humanos no somos lógicos. 

A finales de la década de los 90, un grupo de neurocientíficos del MIT descubrieron que los hábitos se forman en el cerebro, un proceso que Charles Duhigg, autor de El poder de los hábitos, llama “el ciclo del hábito”:

Primero: la entrada

El primer elemento del ciclo del hábito es la entrada, la pista. La entrada es lo que hace que un hábito pase. También podríamos llamarlo estímulo.

Por ejemplo, digamos que estás sentado en tu escritorio, y estás pensado en hacer esa “cosa” que ayudaría a que tu negocio creciera. Puedes estar pensando “Sabes, debería escribir ese artículo… o llamara a ese prospecto… o hacer ese Speech de ventas… o terminar ese video de entrenamiento.”

Así que ahí estás, pensando en hacer esa acción que realmente te ayudaría a ganar más dinero o a hacer crecer tu negocio.

Siguiente: la rutina

Después pasamos al siguiente elemento del ciclo, llamado rutina. Esto es lo que haces después de que el estímulo ocurre.

En este ejemplo, estás pensando si deberías hacer esa actividad que te ayudaría a ganar más dinero. Así que, ¿qué es exactamente lo primero que haces después de que tienes ese estímulo?

Aquí es donde la cosa se pone interesante. El cerebro humano es altamente eficiente. Esa es la buena noticia, sin embargo, también es una mala noticia, porque tu cerebro es tan eficiente que cuando encuentra una forma de hacer las cosas, no quiere cambiarla.

Lo que significa que cuando empiezas a hacer algo (formar un hábito) tu cerebro tiende a querer mantenerlo, incluso cuando tú, dueño de dicho cerebro, quieres hacer algo diferente.

Por ejemplo, de manera consciente sabes que procrastinar no es un buen hábito y que tener este hábito te está costando dinero y tiempo. Sin embargo, como tu cerebro es tan eficiente, este se encuentra diciendo básicamente “Oye, lo que tenemos está bien… ¿Para qué quieres cambiar?”.

Así que tienes el estímulo o entrada (piensas sobre hacer esa cosa que te hará ganar más dinero), y luego haces… otra cosa. Ver videos de gatitos en YouTube, revisar Instagram, ver Netflix, ir a la cocina por un snack, revisar Instagram de nuevo… distracciones con posibilidades infinitas.

Luego: la recompensa

El tercer elemento del ciclo del hábito se llama recompensa. Los investigadores del MIT descubrieron que después de hacer tu rutina el cerebro libera “hormonas felices”, incluyendo las endorfinas. Las endocrinas interactúan con los receptores de tu cerebro que reducen tu percepción del dolor. Las endorfinas también tienen un efecto positivo en la percepción del cuerpo, similar a la de la morfina. Es como si tu cerebro dijera, “Ah gracias, necesitaba eso.”

Piensa en eso un momento. Cuando estás haciendo algo que disfrutas, algo que acostumbras hacer (un hábito) tu cerebro se siente mejor. ¡Y ese es justamente el problema! Porque con el tiempo, si sigues haciendo este hábito, tenderás a seguirlo haciendo de manera inconsciente, aunque conscientemente sepas que este hábito no te va a llevar a donde quieres ir.

Pero, ¿qué crees? ¡A tu cerebro no le importa! Porque tu cerebro ya está produciendo su recompensa (es decir, sus endorfinas) por hacer lo que lo hace sentir bien y tu cerebro no quiere empezar a hacer cosas que tal vez lo hagan sentir incómodo (y por lo tanto, le causen dolor).

La cosa es que cuando intentas cambiar tus hábitos usando el viejo método de “la fuerza de voluntad”, lo que realmente estás intentando hacer es pelear contra tu propio cerebro
A partir de ahora, deja de usar tu fuerza de voluntad para cambiar tus hábitos y mejor usa el método “R.I.S.E.S” que encontrarás detallado en la noticia.

_____

Guía para la prevención de accidentes de tráfico con relación laboral

El elevado número de accidentes de tráfico con relación laboral que se producen, justifica el interés del Instituto Regional de Seguridad y Salud en el Trabajo, en los mismos. Por ello, se llevan a cabo acciones de sensibilización e información a los empresarios y a los trabajadores de nuestra región, y se ponen a su disposición materiales divulgativos, con el objetivo de facilitar la integración de los riesgos asociados al tráfico en la actividad preventiva de las empresas.

El contenido de esta Guía, expone las ventajas de la correcta gestión de los riesgos asociados al tráfico, haciendo especial hincapié en los beneficios que supone para las empresas la disminución de los costes humanos, materiales, económicos y sociales que dichos accidentes provocan.

El texto completo de la guía en la noticia.

¿Qué opinas de este artículo? Añadir un comentario nuevo a esta página.

Añadir nuevo comentario